BALCONEANDO / ARTURO: ¡BAJO LA LUPA! /POR ALEJANDRO BARAÑANO

BALCONEANDO / ARTURO: ¡BAJO LA LUPA! /POR ALEJANDRO BARAÑANO

A muchos a puesto a temblar saber que el ex alcalde de Los Cabos, ARTURO DE LA ROSA ESCALANTE, está siendo investigado por la FISCALÍA ANTOCORRUPCIÓN, agregándose a esto que además que hay otros procesos abiertos en contra de administraciones anteriores.

Entrevistado por una estación radiofónica del municipio austral, el titular de la Fiscalía Anticorrupción, LENIN EMILIANO ORTIZ AMAO, aclaró que por la misma naturaleza misma del proceso “está imposibilitado” para dar más información al respecto, por lo que no pudo ni quiso revelar el motivo de las causas o los delitos de los que se le acusa.

Lo que manifestó el FISCAL ANTICORRUPCIÓN, es que desde que entró en operación esa institución –esto en el mes de marzo pasado– ha recibido un total de once carpetas de Investigación en contra de ex funcionarios y de uno que otro de los que hay hoy en día, y que sobre eso ya hay avances importantes, tal y como es el caso del ex alcalde ARTURO DE LA ROSA ESCALANTE, quien tiene una investigación por demás concreta en su contra.

LENIN EMILIANO ORTIZ AMAO ante micrófonos abiertos al aire, sostuvo que las indagaciones en contra del ex edil cabeño son sólidas, pero no emitiendo más información debido a las exigencias propias legales que existen cuando un expediente se encuentra en proceso de investigación. 

Lo que sí aclaró es que este no es el único caso que se ha iniciado en contra de un ex funcionario del municipio Los Cabos, pues enfatizó que hay abiertos más de una decena de carpetas de investigación en contra de otras figuras públicas. 

También durante la entrevista radiofónica aseguró que se han logrado avances muy significativos en los archivos investigados y que son varios los servidores públicos de administraciones previas a la actual que están claramente  involucrados en ACTOS ILEGALES Y CORRUPTELAS y que en la medida se vayan profundizando las indagatorias se irán dando a conocer los resultados a la opinión pública. 

Como se recordará ARTURO DE LA ROSA ESCALANTE estuvo al frente del Ayuntamiento de Los Cabos entre los años 2015 y 2018, dando la nota sobre todo por la ausencia de resultados en materia de transparencia, tan así que fue evidente que ni tan siquiera presentó el dictamen de la famosa auditoría forense que se le realizó al gobierno anterior, o sea el de ANTONIO AGÚNDEZ MONTAÑO, esto después de casi seis meses de haber iniciado su gestión.

Otro caso que llamó poderosamente la atención en aquellas épocas fue cuando el entonces regidor emanado del PRD, PT y Movimiento Ciudadano, SAMIR SAVÍN RUIZ, opinó sobre las incongruencias de ARTURO DE LA ROSA ESCALANTE, pues que por un lado este hablaba de adelgazar la nómina gubernamental despidiendo entre 600 y 700 trabajadores y por otro y bajo el agua, metió sin ton ni son a familiares de funcionarios suyos a trabajar en su administración.

Tan es cierto esto, que originalmente la intención de ARTURO DE LA ROSA ESCALANTE era cancelar las 323 bases otorgadas en la administración del “TONY” AGÚNDEZ, pero a la hora de la votación la Comisión de Hacienda, Patrimonio y Cuenta Pública únicamente presentó el caso de 313 trabajadores, sin que se supiera –sospechosamente–  qué había pasado con el resto de las diez bases o peor aún, a quiénes se les había otorgado.

Pero al correr de los días trascendió ante la opinión pública que 2 de las 10 bases “perdidas” fueron otorgadas a ADELINE MEZA GONZÁLEZ y a PATRICIA CASILLAS, quienes resultaron ser las esposas del asesor del alcalde y del director de Recursos Humanos, JULIO CÉSAR CASTRO PÉREZ y JOSE FELIPE CESEÑA CESEÑA, respectivamente.

De todo esto y por más que está todavía por aparecer, tal como es el caso de los terrenos que ARTURO DE LA ROSA ESCALANTE adjudicó a cierta persona de turbio pasado y oscuro historial, o los resultados que arrojó la auditoría a la Cuenta Pública del Ayuntamiento de Los Cabos durante el Ejercicio Fiscal de 2017, donde se encontraron irregularidades financieras por mil 295 millones 822 mil 384 pesos con 70 centavos, además de haber acumulado un total de 573 observaciones no solventadas.

Esas son algunas de las razones por la que varios están sumamente nerviosos al saber que ahora está siendo investigado por la FISCALÍA ANTICORRUPCIÓN, aunado a que existen otros procesos abiertos en contra de funcionarios de administraciones anteriores y que seguramente eso originará que salga lumbre en poco tiempo; por lo que mejor quien esto escribe seguirá BALCONEANDO. . .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *