MICROPOLIS / UN DIPUTADO SIN FUERO / POR BERTOLDO VELASCO

MICROPOLIS / UN DIPUTADO SIN FUERO / POR BERTOLDO VELASCO

Los refranes populares siempre han sido fuente de sabiduría, y en esta ocasión no existe uno mejor que aquel que más o menos dice así: El buen juez, por su casa empieza… Pero ¿por qué mencionamos esto? Pues por la fuerte tormenta que podría avecinarse sobre el Palacio de Cantera y sobre la máxima cuna legislativa de nuestro estado, lo anterior, debido al ya no tan reciente caso del desaforado diputado, Juan Pérez Cayetano, sobre quien se llevó a cabo un proceso penal por el presunto delito de violación.

El tema ha tomado notoriedad ya que recientemente, quien denunciara formalmente a Pérez Cayetano decidió, inexplicablemente, otorgar el perdón del presunto delito al morenista. Con lo cual, el presunto violador ya se relame los bigotes por ocupar su cómodo curul y seguir levantando el dedito a conveniencia y comodidad.

Sin embargo, lo anterior se antoja algo complicado y esto es, porque en cuanto se supo del perdón otorgado y de las negras intenciones de regreso al Congreso, voces al interior de Morena mostraron su descontento.

Una de las más importantes fue, justamente, la del Profe Víctor Castro Cosío, quien además de gobernador de Baja California Sur es el líder moral del morenismo sudcaliforniano y quien en entrevista radiofónica dijo y fue contundente: 

“Violentó a una mujer, ¿por qué va a regresar?” 

Además de lo anterior, Castro Cosío dijo que puede ser legal el que Pérez Cayetano regrese, pero que el llamado sería a que, por ética, se desistiera de tales intenciones, ya que sería inmoral el que estuviera considerando tal posibilidad.

“Esa persona no me representa, ya no representa al movimiento, aun cuando se le haya perdonado. Yo me deslindo totalmente de esa persona nefasta” 

Incluso, el mandatario fue más allá, al pronunciarse por la expulsión del presunto violador de las filas morenistas y de su cobijo.

De aquí deriva, justamente, el inicio de la presente; el buen juez, por su casa empieza… y justamente, cuando a nivel estado se realiza esta campaña de “Párale a la Violencia” es cuando se exige la coherencia entre el discurso y las acciones. Lo propio hizo el líder de la bancada morenista en el Congreso, el diputado José María Avilés Castro y el Presidente de la Junta de Gobierno del Congreso, diputado Luis Armando Díaz. Luego entonces, ¿cómo pretende regresar al Congreso a ocupar una curul que ya no merece? Desde que Pérez Cayetano se le anuló su desafuero, será imposible devolverle esta calidad que tienen los legisladores para tener libertar de ejercer como tales, pues sería un diputado sin fuero.

Y es que para ser sinceros ¿qué calidad moral podría tener un gobierno, que por un lado grita y promueve que TODOS le paremos a la violencia, mientras que, por otro, solapa a un miembro del partido que es un violador de mujeres? La respuesta es obvia.

Por si esto fuera poco, se sabe de la traición cometida por Pérez Cayetano al abandonar las filas del Partido del Trabajo para sumarse a las de Morena, hecho que, obviamente fue mal visto por el ala petista del Congreso. También es sabido que, en Morena, el presunto violador no goza de las mayores simpatías una vez fijada la firme y absoluta postura del Profe Víctor Castro. Es decir, el diputado con desafuero, vive una realidad peor que la de un perrito de la calle, que es corrido a donde quiera que llega.

Ante tal situación, no entendemos cómo es que el diputado en cuestión considera siquiera, regresar a un lugar donde no es bien visto, donde no es bien recibido, donde será visto como un violador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *