17 de julio de 2024

Cuenta SSA con laboratorio para detección de enfermedades bacterianas

  • La secretaria de salud visitó las instalaciones para verificar la ruta de análisis que garantice resultados de calidad

La Secretaría de Salud de Baja California Sur cuenta con personal debidamente calificado, además de instalaciones adecuadas para llevar a cabo estudios que confirmen la presencia de enfermedades invasivas que son causadas por bacterias, entre ellas la Melioidosis que pueden desarrollar cuadros graves en personas con sistema inmunológico debilitado, indicó la titular de la dependencia, Zazil Flores Aldape.

Al realizar un recorrido por las instalaciones del Laboratorio Estatal de Salud Pública (LESP), al que se canalizarán las muestras de pacientes que presenten sintomatología asociada a este padecimiento infeccioso, la servidora pública señaló que la autoridad sanitaria estatal cuenta con la capacidad instalada para hacer exámenes que descarten o corroboren la presencia de esta bacteria y cuando así ocurra fortalecer el tratamiento farmacológico del paciente para mejorar su pronóstico.

Flores Aldape, recordó que de noviembre a la fecha se han confirmado cinco casos de pacientes sudcalifornianos afectados por este padecimiento, de los cuales cuatro derivaron en desenlaces fatales, de ahí que la Secretaría de Salud haya emitido un aviso epidemiológico para que las instituciones del sector fortalezcan el seguimiento de personas que tengan datos asociados a la infección, al tiempo de definir medidas para reforzar el estudio de muestras y reducir riesgos sanitarios.

En este sentido, verificó los procedimientos establecidos por LESP para realizar dichos análisis, mismos que están apegados a la guía establecida por el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE), con ello garantizar la confiabilidad de los resultados y con esto optimizar el seguimiento médico de acontecimientos probables o confirmados, al comentar que ya se impartió una capacitación por videoconferencia a médicas y médicos de todas las instituciones del sector.

Finalmente, recordó que entre las medidas preventivas se encuentra evitar el contacto con el suelo, agua contaminada y/o estancada, especialmente después de lluvias; usar botas impermeables durante y después de inundaciones o tormentas para prevenir la infección. Usar calzado y guantes protectores al realizar trabajos en el jardín o agricultura. Proteger heridas abiertas, cortes o quemaduras. Lavar a fondo cualquier herida abierta, corte o quemadura que entre en contacto con el suelo, así como evitar beber agua no tratada y comer alimentos crudos o mal cocidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *