BALCONEANDO / ¡POLÉMICA POR LIBROS DE TEXTO! / POR ALEJANDRO BARAÑANO

BALCONEANDO / ¡POLÉMICA POR LIBROS DE TEXTO! / POR ALEJANDRO BARAÑANO

Los NUEVOS LIBROS DE TEXTO que la Secretaría de Educación Pública distribuirá para el ciclo escolar 2023-2024 han provocado una ola de críticas y cuestionamientos por parte de diversos sectores de la sociedad, ya que los acusan de tener un SESGO IDEOLÓGICO, de carecer de rigor académico y pedagógico, y de atentar contra la calidad de la educación básica en el país.

Según las autoridades educativas estos NUEVOS LIBROS DE TEXTO forman parte del Plan de Estudios 2022, y con los cuales se busca implementar el modelo educativo de la llamada NUEVA ESCUELA MEXICANA, basada esta –según se dice–  en una perspectiva humanista, científica, de igualdad de género, diversidad, justicia social e inclusión.

También ha trascendido que los NUEVOS LIBROS DE TEXTO estarán organizados en cinco títulos: Múltiples Lenguajes, Nuestros Saberes, Proyectos de Aula, Proyectos Escolares y Proyectos Comunitarios. Sin embargo, algunos especialistas en educación, organizaciones civiles, partidos políticos y medios de comunicación han expresado su rechazo a los nuevos libros de texto, argumentando que tienen una serie de problemas y deficiencias, tales como la ELIMINACIÓN O REDUCCIÓN DE CONTENIDOS FUNDAMENTALES para el desarrollo como lo son las matemáticas, la ciencia, la historia y la geografía.

Además la introducción de contenidos que no corresponden al nivel educativo ni a las necesidades de los estudiantes como conceptos abstractos, complejos o polémicos que pueden generar CONFUSIÓN Y ADOCTRINAMIENTO, la falta de coherencia, claridad y secuencia entre los contenidos y las actividades propuestas en los libros dificultarán el proceso de enseñanza-aprendizaje y la evaluación.

Por eso muchos advierten que hubo una ausencia de participación y consulta de expertos académicos y pedagógicos en la elaboración de los NUEVOS LIBROS DE TEXTO, así como de transparencia y rendición de cuentas sobre el proceso y los recursos empleados, pues traen un claro ENFOQUE AFÍN AL GOBIERNO ACTUAL que claramente busca imponer una visión política e histórica sesgada y favorable a sus intereses.

Ante estas críticas, la SECRETARIA DE EDUCACIÓN PÚBLICA ha defendido a los NUEVOS LIBROS DE TEXTO como una innovación pedagógica que responde a los desafíos actuales del país y del mundo; y asimismo ha rechazado las acusaciones de tener una intención política o ideológica detrás de los libros, afirmando que respeta la libertad de cátedra y la autonomía curricular de los docentes.

No se puede negar que la controversia sobre los NUEVOS LIBROS DE TEXTO refleja las tensiones y los debates que existen en el campo educativo mexicano, así como las implicaciones sociales, culturales y políticas que tiene la definición del currículo escolar, por lo que el tema requiere de un análisis crítico y una participación activa y plural de todos los actores involucrados en la educación.

Desde mi opinión, la controversia que se ha generado en México sobre los NUEVOS LIBROS DE TEXTO son reflejo de la POLARIZACIÓN Y CONFRONTACIÓN que se vive en el país, donde hay una falta de diálogo y consenso mayúsculo entre los diferentes actores sociales, políticos y educativos.

Por eso creo que la solución más coherente para resolver la controversia que se ha generado es establecer un DIÁLOGO CONTRUCTIVO Y PLURAL entre todos los actores involucrados en la educación: autoridades educativas, docentes, padres de familia, estudiantes, especialistas en educación, organizaciones civiles y medios de comunicación. 

Y lo digo porque solo así se podrá garantizar una educación de calidad para todos los niños del país y no con MERAS BRAVATAS como las manifestadas por el gobernador VÍCTOR MANUEL CASTRO COSÍO, quien asegura que frente a la propuesta de destruir los NUEVOS LIBROS DE TEXTO, los gobernadores de la 4T defenderán su distribución y lectura entre la niñez, pues según expuso en Twitter “la educación es clave para el progreso de nuestra sociedad, que demanda no sólo avance económico sino también humanista, cultural y comunitario”. O sea, en otras palabras; PURO CHORO lo dicho por del “profe”; por lo que mejor quien esto escribe seguirá BALCONEANDO. . .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *